Menu Close

La literatura también es testigo de la evolución de la joyería, y en especial, de la marca TOUS

Tous plata - Bodegón de diferentes anillos y pulseras de plata combinadas con oro

El mundo de los negocios destaca no solo por sus innumerables características que hacen del mismo un territorio único, sino además, porque cuando se trata de las empresas cuyo carácter es familiar, las mismas llegan a contar con la peculiaridad de estar conformadas como la base, tanto de la economía de mercado, como de los países. Uno de los ejemplos más resaltantes es el de España, pues este país nos muestra que el 89% de sus empresas son de carácter familiar.

Ante ello, la literatura nos muestra un estudio pormenorizado relacionado con el crecimiento de las empresas familiares, lo que ha hecho posible una observación minuciosa del crecimiento de este tipo de empresas, pues se trata de una situación un tanto compleja debido a las características que llegan a ser exaltadas como propias de las empresas que son de carácter familiar.

Del mismo modo, estas empresas le han brindado a la economía la oportunidad de poder observar determinadas dificultades que se presentan en el momento justo cuando se llevan a cabo sus estrategias de internacionalización pues, para lograrlo lo han hecho de la manera más adecuada, para lograr sobrevivir y de esta forma ser transmitidas a las siguientes generaciones.

En medio de este mar tambaleante destaca un caso que es mundialmente conocido por su trascendencia, y es el de la marca Tous representada por Alba Tous, quienes han logrado ir más allá de todas las adversidades y debilidades que hayan podido presentarse.

Cuando se es una empresa familiar, hay que aprovechar las fortalezas para llegar a conquistar, y ellos lo han hecho en los cinco continentes, a través de sus diferentes estrategias que han sido aplicadas al momento de adentrarse a dichos mercados, es de esta manera cómo ha llegado a conformarse como uno de los ejemplos más distintivos de lo que es ser una empresa familiar, lo cual, no se encuentra reñido con el crecimiento o con hacerse presente en todos los rincones del mundo.

Hacerse presente en cada lugar destacado del mundo sin dejar de ser una empresa de carácter familiar no ha sido una limitante para la marca de joyería y accesorios Tous, pues desde su juventud Rosa Oriol y Salvador Tous se contrajeron nupcias, un 21 de septiembre de 1965. Desde entonces, la pareja llegó a conformar una familia cuya base se encuentra cimentada en el amor y el respeto, siendo estos precisamente los aspectos que trasladaron hasta esa pequeña joyería inicial de los Tous, y de esta manera convertirla en una gran empresa, además de que es en la actualidad una marca codiciada a nivel mundial.

Y, haciendo un poco de referencia a la conocida matriarca de la familia, Rosa Tous, esta siempre ha contado con el apoyo de su esposo Salvador, razones por las que logró desarrollar dentro de su empresa toda la capacidad creativa que llevaba dentro, ello sin dejar a un lado su don de gente y su instinto bastante personal, con el que llegó a descubrir y a satisfacer de una manera natural todas las aspiraciones que presentaron sus clientes.

Aparte de todo, Rosa también ha llegado a destacar por otro de sus dones que la llevó a incursionar en el mundo de la literatura, y ello para escribir un libro al que bautizó: Rosa Oriol & TOUS. A través de este libro ha llegado a alcanzar un proyecto que surgió con la idea de brindar un homenaje a sus bodas de oro, en este texto se recopiló tanto su historia familiar como empresarial, aparte de exaltar sus valores en conjunto con una selección de sus creaciones más destacadas.

Al entrevistar a la escritora con respecto a su libro, ella destaca: “Que nadie espere que cuente aquí grandes estrategias y metas de juventud logradas. A nosotros todo nos ha pasado sin darnos cuenta, trabajando de lunes a sábado noche y cumpliendo sueños que seguramente guardásemos en algún lugar de nuestras cabezas, pero que no teníamos tiempo de desear. Siempre disfrutando mientras, piedra a piedra, construíamos una empresa que hoy está presente en los cinco continentes”.

Así mismo, la conocida matriarca, siempre ha resaltado que su ambición siempre se ha mantenido centrada en la creación de joyas ya que con ellas es posible expresar los sentimientos, y en consecuencia, esta es una de sus mayores recompensas, aparte del hecho de que, en cualquier momento se encuentre paseando por alguna calle y logre observar en alguna mujer que lleva una de sus piezas, eso la hace feliz. El transcurso del tiempo se ha encargado de mostrarnos su evolución como diseñadora, pero además, ella ha sido quien ha incorporado la tecnología a su trabajo y todo con el objetivo de poder adaptarse a todas esas nuevas tendencias y exigencias del mundo actual.

Recientemente en 2020, la marca del oso Tous oro arribó a su primer centenario de historia sin que este haya sido vano, ya que, a día de hoy hacen presencia en los cinco continentes a través de sus más de 700 tiendas, en 56 países a cargo de más de 4000 personas que hacen de Tous esa gran empresa de carácter familiar que ahora todos hemos llegado a conocer.

Cuando un cliente adquiere una joya, y ésta podría ser de la marca Tous, o cualquier otra, estas llevan de forma intrínseca un pasado que involucra tanto a quien las ha elaborado, como la historia de la humanidad. Ante ello, la literatura se ha encargado de poder brindarnos cada uno de estos detalles, cada conocimiento, desde su su creación en los primeros albores de la humanidad, como de todo ese mecanismo, materiales y formas de llegar a elaborar una joya.

La persona que lleva una joya, se encuentra constantemente hablando de sí mismo, pues las joyas siempre van a decir mucho de quien las porta. Es por ello, que incluso la literatura científica le ha dado gran cabida a las emociones cuando se trata de la selección de alguna joya, basados en las emociones personales. Cuando se usa un anillo, algún colgante o quizás un par de aros, solo estamos enviando diversas señales de cómo es nuestra personalidad, de ese estado de ánimo que nos llega a embargar en un momento determinado, de la forma que tenemos de relacionarnos con nuestro entorno y con quienes nos rodean.